El Bazar del Almería

02/09/20. Raúl Piñeiro

Desde la llegada de Turki Al-Sheikh es muy habitual que el nombre del Almería se vincule a futbolistas de cualquier parte del mundo. Sin ir más lejos, en estas semanas se ha hablado de un extremo jordano que juega en Chipre, de un delantero panameño que juega en México y gracias a las redes sociales y elucubraciones de algunos seguidores rojiblancos, ávidos de encontrar información sobre el Almería y de que el club anuncie fichajes, incluso se ha hablado de un portero georgiano que juega en Portugal, entre otros nombres. Todo tan aleatorio como exótico.

Hoy arranca de forma oficial la pretemporada rojiblanca en la costa del sol, y salvo Ramazani, pocas novedades presenta el equipo, aunque se intuye que muchos de los que hoy van hacia tierras malagueñas no serán parte de la plantilla durante toda la temporada y, desde luego, serán varias las llegadas en forma de fichaje. Ahora mismo el club almeriense es lo más parecido a un Bazar, tanto por los jugadores a los que se quiere incorporar, como a los que se les quiere dar salida. De hecho, a la costa del sol ya no ha viajado Rosic, cedido al Fuenlabrada, ni tampoco van a ir Vada, ni René. El club, que seguramente ya les había comunicado que se buscarán equipo, ha tomado la decisión drástica de mostrarle la puerta de salida directamente. No, el Almería no es el primer equipo en hacer este tipo de cosas, pero no queda muy bien.

También estamos a expensas de ver como se resuelve el futuro de Darwin, algo que influirá el resto de la planificación veraniega, pero así las cosas, y si realmente queremos ser un aspirante al ascenso, nos faltan porteros (solo tenemos a Fernando), un lateral derecho, al menos uno izquierdo, un central o dos, un mediocentro defensivo en condiciones (o incluso 2), otro creador con galones (o incluso dos), un mediapunta, un extremo, y dos o tres delanteros. Ahí es nada.

De aquí al 5 de octubre, que se cierra el mercado veraniego, pueden pasar muchas cosas y seguro que la plantilla rojiblanca tendrá una cara muy distinta a la que tiene en la actualidad. Esperemos estar más acertados que en el pasado mercado invernal…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *