Crónica. Justo reparto de puntos en el Reino de León

29/09/17. Manolo Serrano

Cultural Leonesa 0-0 UD Almería

Los locales tuvieron más opciones en la primera media hora, pero el Almería despertó de su letargo para completar un buen partido en líneas generales. Los de Ramis acabaron en inferioridad al ser expulsado Morcillo en el minuto 77.

Cultural Leonesa y UD Almería se enfrentaban por primera vez en su historia, y lo hacían con el botín del liderato de la liga 1|2|3 en juego, y es que ambos  conjuntos igualaban antes del choque a diez puntos y estaban a solo uno del primer clasificado. Ramis volvía a realizar un cambio en el once a donde volvía Mandi por Alcaraz.

El Almería, que vestía de azul, seguía con el dibujo de 1-4-3-3 y trataba de hacerse con el control del balón aunque en los primeros compases la posesión se igualaba, y mientras que los de Ramis se acercaron solo con un disparo lejano de Tino Costa en el minuto 2 que detuvo Palatsi, la Cultural intentaba franquear el muro defensivo del Almería a base de jugadas a balón parado en los que la zaga visitante se mostró segura.

La primera llegada de los locales acababa en córner tras un remate lejano que se envenenó al tocar en Mandi. Los saques de esquina para la Cultural se sucedían pero el Almería mantenía el tipo. Sin embargo, con el paso de los minutos los de Ramis perdían el sitio y su rival empezaba a sentirse cómodo, de manera que hasta pasada la media hora, solo se jugó en campo visitante.

La mejor opción de la Cultural llegaba en el minuto 20, cuando Buendía estrellaba en el palo un lanzamiento directo de falta desde la frontal. Después llegaron dos remates de cabeza de Yasser, el primero se marchó alto y el segundo lo detuvo René, ambos en jugada nuevamente de estrategia a balón parado.

El Almería parecía haberse ido del partido, pero comenzó a hacer acto de aparición cumplida la media hora. Tino Costa recuperaba un balón en campo contrario, éste le llegaba a Fidel que asistió a Juan Muñoz dentro del área para que el delantero fallara en el control y después no resolviera ante el portero.

Con los visitantes ganando terreno y los locales pasando apuros, Tino aprovechaba un rechace en la frontal para buscar sorprender a Palatsi con otro fuerte disparo que se marchaba fuera por poco. Nano también apareció por banda izquierda pero sus centros no encontraron rematador. El partido estaba entonces donde quería el Almería, al que después de haber sufrido 30 minutos, se le hizo corta la primera parte.

Tras el descanso volvían a la carga los de Ramis, que había dado entrada a Nauzet dejnado fuera a Fidel. Joaquín de cabeza a la salida de un córner pudo hacer el primero pero su remate bombeado se marchó alto.

La Cultural puso la réplica apenas un minuto después, cuando Señé cogía el balón desde la esquina del área e intentaba ponerla en la escuadra, pero el balón no bajó lo suficiente tras la parábola que hizo el esférico. Rubén Alcaraz entraba en escena en el minuto 55 cuando Ramis decidía sacar del terremo de juego a Tino Costa, el jugador más peligroso del Almería en la primera mitad.

En el 58 Nauzet desaprovechaba una gran ocasión tras otra pérdida en la salida de balón de la Cultural, en la que la extremo canario se le hizo de noche dentro del área. En el 62 Pozo cogía el balón en la banda izquierda y se iba hacia al centro para sacarse un disparo en el que estuvo cerca de batir la meta rival, con una rosca endiablada que no encontró portería por centímetros.

Ambos equipos tenían opciones, aunque el Almería acumulaba recuperaciones muy peligrosas en campo contrario  merced a la presión alta de sus jugadores, con lo que las opciones de los visitantes parecían más claras en la segunda mitad.

En el 66 Aridai entraba por Guarrotxena por la Cultural, mientras que en el 70 Juan Muñoz salía del terreno de juego, entrando Pablo Caballero, con lo que Ramis agotaba sus tres cambios. El partido se complicaba mucho en el minuto 77 cuando el colegiado expulsaba a Morcillo por doble amarilla, al sacar el codo en una disputa de balón. En el 79 un ex rojiblanco, Rodri, entraba por Codinas.

Aunque en inferioridad numérica el Almería no se echó atrás y siguió con idéntica propuesta de juego que hasta entonces, presionando la salida de balón y defendiendo con solvencia, sin apenas recibir sustos atrás. Pero el verdadero susto llegó a dos minutos del final, cuando precisamente Rodri mandaba a la misma escuadra un cabezazo impecable a centro desde la derecha, por suerte lo hizo en fuera de juego, y el gol no subió al marcador.

Salvando una primera media hora en la que costó entró en el partido, los de Ramis cuajaron un buen partido en líneas generales, donde dispusieron de opciones para haberse llevado incluso los tres puntos, pero donde el empate se antoja lo más justo para los méritos de ambos conjuntos durante los noventa minutos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *